Si te gusta ¡compártelo!
  • 7
    Compartidos

Milán supo ser una ciudad de canales. Era la forma de comercializar y transportar mercadería y trasladarse hacia otras localidades. Al día de hoy todavía podemos disfrutar de algunos de estos caminos de agua. En este artículo te cuento que hacer en Navigli.

¿Te imaginas a Milán como si fuera Venecia? O al menos algo parecido. Milán es una ciudad sin río ni mar, por eso hace muchos años, o mejor dicho siglos, se decidió crear una serie de canales para poder conectar a la capital lombarda con otras zonas de la región.

Por motivos comerciales, de transporte de mercadería y de personas, lo cierto es que favorecieron a la conexión de la ciudad y a la importancia de la misma.

Además, nada más ni nada menos Leonardo Da Vinci, en su rol de ingeniero, intervino en este proyecto. Al día de hoy podrás ver el resultado de su trabajo en la zona de Porta Nuova, en la Conca dell’Incoronata.

Pero no te entretengo más con la historia, porque lo que hoy vamos a descubrir es que hacer en Navigli, el barrio de los canales de Milán.

¿Qué hacer en Navigli?

Naviglio Grande

No sólo por su importancia histórica, sino porque es uno de los barrios más pintorescos y vivos de la ciudad, es que Navigli merece ser visitado y recorrido sin prisa. Es un barrio para disfrutar tanto de día como de noche, y en cualquier estación del año.

Praticar el deporte nacional

El principal motivo que arrastra a la mayoría de la gente hacia Navigli es el aperitivo. Es uno de los barrios preferidos por los locales para disfrutar de este deporte nacional. Si bien las opciones son muchísimas y cada bar ofrece una propuesta diferente, te comparto una selección de bares donde hacer aperitivo en Navigli.

Pero este rincón milanés no se trata sólo de aperitivo, encontrarás una gran propuesta gastronómica para cualquier momento del día. Además, es zona de fiesta hasta altas horas de la noche. ¡Te adelanté que era de los barrios con más vida de la ciudad!

Descubrir algunos de sus secretos

Que hacer en Navigli.

Caminar a lo largo de Alzaia Naviglio Grande es otra de las actividades imperdibles que hacer en Navigli. Pero es un paseo para hacer atentos y con los ojos abiertos, espiando hacia adentro de cada portón que veas abierto para poder descubrir los secretos de este barrio.

En algunos casos, podrás atravesar esos ingresos. Tal es el caso de número 4, conocido como el cortili degli artisti, y el número 66, donde se encuentra el Centro dell’Incisione.

Entre un edificio y otro se encuentra el Vicolo del Lavandai, donde antiguamente (aunque no tantos años atrás) se lavaba la ropa. Además de ver parte de lo que era la lavandería, podrás recorrer el pintoresco callejón donde encontrarás algún que otro negocio y restaurante. Hasta hace poco en el numero 6 habitaba Maria, la última de las Lavandaia.

Otro de los secretos de este barrio son los parques que se encuentran entre el Naviglio Grande y el Naviglio Pavese. Es una zona donde vas a poder alejarte de las multitudes. Si el clima lo permite, veras a la Madonnina del Duomo alzarse entre los edificios. Si viajas con chicos, encontrarás juegos para ellos. Además, descubrirás las huertas gestionadas por los vecinos y hasta un (pequeñísimo) bosque de bambú.

De compras en Navigli

Darsena

A quien le gusta salir de compras y volver con las manos cargadas de bolsas, probablemente Navigli no sea el destino indicado. Este es el barrio para quienes aman lo antiguo, el vintage y el diseño.

Encontrarás varias casas de antigüedades, tiendas de discos y librerías. Así como algún que otro negocio de ropa vintage.

Además, el último domingo de cada mes, se organiza el Mercatone dell’Antiquariato.

Pero este no es el único mercado de Navigli. Dos veces al año, con el inicio de la primavera y del otoño, se organiza Fiori & Sapori, para descubrir flores y sabores de toda Italia.

Por último, tenemos a la Darsena, el antiguo puerto donde llegaban productos de todos lados de la región. Hoy, además de ser otra de las opciones para disfrutar de un aperitivo, es donde funciona el mercado. Si te gusta conocer sobre la gastronomía del país, no dejes de darte una vuelta.

Otras cosas que hacer en Navigli

Que hacer en Navigli.
¡Pineame!

Si buscas alejarte de la ciudad, podrás recorrer los senderos que bordean los canales (a pie o en bicicleta). Los mismos están conectados con otras localidades de la zona como Abbiategrasso o Pavia.

También podrás recorrer Navigli desde el agua. En los canales se practican deportes acuáticos como kayak, canotaje o SUP. Además, se puede navegar en góndola, al estilo veneciano, o en un pequeño ferry, donde incluso se organizan comidas. Canottieri San Cristoforo es una de las organizaciones que organiza este tipo de actividades.


Son muchas más las cosas que podrás hacer en Navigli. Anímate a recorrer las calles más allá de las zonas de sus canales. Disfrútalo de noche, pero también camínalo durante el día para conocer sus dos caras.

Espero que este artículo te haya gustado y te sea de ayuda para organizar tu viaje. No dudes en escribirme en comentarios si tienes alguna consulta, o para contarme cómo fue tu experiencia en este pintoresco barrio de Milán.

¡Buen viaje!


Si te gusta ¡compártelo!
  • 7
    Compartidos

Deja una respuesta